Comentarios recientes

    Categorías

    Entradas recientes

    Salmo 91: Conozca, comprenda y reflexione sobre el salmo m√°s poderoso de la Biblia

    El Salmo 91 Es uno de los capítulos más conocidos de la Biblia debido a su gran idoneidad para cualquier ocasión de la vida. Siempre es bueno llevar un mensaje en el que confíes y que puedas recitar en cualquier momento del día para revitalizar tu fe. Los católicos fieles tienen la costumbre de leer los Salmos, pero mucho más que una orientación religiosa, el estudio de los Salmos es una orientación para la vida.

    Salmo 91 de la Biblia: significado completo

    El Salmo 91 se usa para atraer la protección divina. Los que siguen las palabras de Dios y sus mandamientos nunca están solos, además de estar protegidos de todo mal. El Salmo 91 es tan conocido por su poder para evitar las cosas malas que muchas personas tienen la costumbre de dejarlo abierto en casa para atraer buena energía.

    Salmo 91 de la Biblia: cita

    1. El que mora en el escondite del Altísimo, a la sombra del Todopoderoso, descansará.
    2. Dir√© del Se√Īor: √Čl es mi refugio y mi fortaleza, mi Dios, en quien conf√≠o.
    3. Porque te libera de la trampa del p√°jaro y de la plaga da√Īina.
    4. Te cubre con sus plumas, y debajo de sus alas encuentras refugio; su verdad es escudo y escudo.
    5. No temerás los terrores de la noche, ni la flecha que vuela de día.
    6. Ni una peste que camina en la oscuridad, ni una muerte que plaga al mediodía.
    7. Pueden caer mil a tu lado y diez mil a tu derecha; pero no ser√°s golpeado.
    8. Solo con tus ojos verás y verás la recompensa de los impíos.
    9. Porque has hecho del Se√Īor tu refugio, y del Alt√≠simo tu habitaci√≥n.
    10. No sufrir√° ning√ļn da√Īo, ni ninguna plaga llegar√° a su tienda.
    11. Porque él dará órdenes a tus ángeles para mantenerte a salvo en todos tus caminos.
    12. Te sostendr√°n en sus manos, para que no tropieces con una piedra.
    13. Pisarás al león y al asp; Pisotearás al hijo del león y la serpiente a sus pies.
    14. Como me amaba tanto, lo liberaré; Lo pondré en un retiro alto, porque él sabe mi nombre.
    15. Cuando me llame, le responderé; Estaré con él en problemas, lo entregaré y lo honraré.
    16. Con largos días te satisfaré y te mostraré mi salvación.

    A√Īadir comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *