Comentarios recientes

    Categorías

    Entradas recientes

    Salmo 144: Salmo de plena prosperidad.

    Ahora eche un vistazo al Salmo 144, el llamado Salmo de la Prosperidad, y √ļselo como un poderoso mantra en su vida.

    Buscando la felicidad profesional o en el amor? Haz tu consulta espiritual ahora con uno de nuestros esotéricos y aprenda a tomar las mejores decisiones.

    El verdadero significado de la prosperidad.

    La prosperidad es algo muy buscado en nuestra vida terrenal y est√° vinculado a nuestra b√ļsqueda de la felicidad, por lo que es de suma importancia comprender que la prosperidad no consiste solo en el √©xito profesional y los bienes materiales, sino en la abundancia en su vida. Una familia completa y armoniosa, satisfacci√≥n laboral, salud, amor, tranquilidad … todas estas cosas se suman a nuestra prosperidad.

    Comprender el significado del Salmo 144 de prosperidad: abundancia y plenitud

    Los salmos de David fueron escritos como canciones para Dios y en tiempos de gratitud y felicidad, David alab√≥ al Se√Īor. En el Salmo 144, las bendiciones son evidentes para aquellos que aman a Dios y hacen el bien, porque tendr√°n gozo en su familia y en sus obras, y esta es una verdadera prosperidad completa. ¬°Repite este salmo de prosperidad tan pronto como te despiertes y renueves tus esperanzas, adem√°s de practicar tu fe todos los d√≠as! Mira el Salmo de la Prosperidad ahora mismo:

    Realeza y Divina Providencia – Salmo 144

    1. Bendito sea el Se√Īor, mi roca, que entrena mis manos para la batalla y mis dedos para la guerra;
    2. Mi refugio y mi fortaleza, mi alto retiro y el mío y mi libertador, mi escudo, en quien me refugio; él es quien me somete a mi gente;
    3. Oh Se√Īor, ¬Ņqu√© es el hombre, para que lo conozcas, y el hijo del hombre, para que lo consideres?
    4. El hombre es como un aliento; sus días son como una sombra pasajera;
    5. ¬°Baja tu cielo, oh Se√Īor, y desciende! ¬°Toca las colinas para que fumen!
    6. Lanza tus rayos y disipalos; ¬°env√≠a tus flechas y destr√ļyelas!
    7. Extiende tus manos desde arriba; l√≠brame y arrebatame de las poderosas aguas y de la mano del extra√Īo;
    8. Cuya boca habla vanidad, y cuya mano derecha es la mano derecha de la mentira.
    9. A ti, oh Dios, te cantaré una nueva canción; con el arpa de diez cuerdas te cantaré alabanzas;
    10. S√≠, t√ļ que das la victoria a los reyes, y que liberas a tu siervo David de la espada del mal.
    11. L√≠brame, y t√≥mame de la mano del extra√Īo, cuya boca habla mentiras, y cuya mano derecha es la mano derecha de la mentira.
    12. Que nuestros hijos, en su juventud, sean plantas bien desarrolladas, y nuestras hijas sean piedras angulares talladas, como las de un palacio.
    13. Nuestros graneros est√°n llenos, proporcionando todo tipo de provisiones; nuestras ovejas producen miles y decenas de miles en nuestros campos;
    14. Nuestros bueyes llevan cargas ricas; ¬°y no habr√° asaltos, ni surtidos, ni protestas en nuestras calles!
    15. ¬°Bienaventuradas las personas para quienes es as√≠! Bienaventurados los pueblos cuyo Dios es el Se√Īor.

    A√Īadir comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *