Comentarios recientes

    Entradas recientes

    Reza ahora por el perdón

    En la oración de Nuestro Padre hay un pasaje que destaca: “perdona nuestras ofensas, así como también perdonamos a cualquiera que nos haya ofendido”, y Dios en sus mandamientos nos dice que amemos a nuestro prójimo. Es por eso que siempre debemos analizar cómo nos sentimos acerca de las personas. Tenga cuidado de no guardar rencor y siempre disculpe a los demás. Si no perdonamos, ¿cómo seremos perdonados? Para ayudarlo, le enseñaremos en este texto oración para pedir perdón.

    Perdonar puede parecer difícil, pero es una actitud que se desarrolla gradualmente. ¿No es fácil deshacerse de un sentimiento como este, aliviar el corazón, pero luego imaginar pedirle a alguien que lo haga, disculparse por sus errores y eliminar todo rencor? En primer lugar, es necesario asumir sus errores, corregir lo que es posible, tragarse su orgullo y luego abrir su corazón para pedir perdón.

    Todo esto parece ser muy complicado, ¿no? Sin embargo, el acto de pedir perdón, ya sea para una persona con la que tratas a diario o incluso con Dios, debe hacerse con un corazón puro. Debes reconocer y evolucionar con tus errores. Sepa que Dios lo ama, pero exige su honestidad y sinceridad. Cometer el mismo error una y otra vez solo prueba que no estás aprendiendo tus lecciones.

    Todos cometemos errores, somos pecadores, pero darnos cuenta de esto y corregir nuestras faltas es una de nuestras misiones en la vida. Para ayudarlo en esta disculpa, ya sea para un gran amigo o para Dios, destacamos algunas oraciones que son muy fuertes. ¡No tengas miedo de decir que te equivocaste, que lo sientes!

    Primera oración para pedir perdón

    ¡Oh Dios, Dios mío! He venido a arrepentirme de ti y en verdad
    Eres el Perdón Supremo, el Compasivo.
    ¡Oh Dios, Dios mío! Regresé a ti y, en verdad,
    Eres el Perdonante, el Dispensador de gracias.
    ¡Oh Dios, Dios mío! Me aferré a la cuerda de tu generosidad,
    Porque tú eres el que tiene los tesoros del cielo y la tierra.
    ¡Oh Dios, Dios mío! Me apresuré hacia ti y, en verdad,
    Tú eres quien perdona, Señor de las gracias copiosas.
    ¡Oh Dios, Dios mío! Tengo sed del vino celestial de Tu misericordia y, en verdad,
    Eres el benevolente, el Misericordioso, el Poderoso, el Grande.
    ¡Oh Dios, Dios mío! Testifico que has revelado Tu Causa,
    Cumpliste tu promesa y bajaste del cielo de tu gracia lo que atrajo
    A ti los corazones favorecidos.
    ¡Feliz es el que se aferró a la cuerda de tu poder y al borde de tus brillantes vestidos!
    Te pido, oh Señor de toda existencia y Rey de lo visible y lo invisible, por Tu poder,
    Tu majestad y tu soberanía
    Inscribiste mi nombre, por Tu pluma suprema,
    Como uno de Tus sinceros sirvientes a quienes los rollos de los pecadores no les han impedido recurrir a la Luz de Tu Semblante,
    ¡Oh Dios que oye, oh Dios que contesta las oraciones!
    Amén

    Segunda oración para pedir perdón

    Te ruego tu misericordia, oh Dios mío, y te pido perdón
    Como deseas que tus siervos se dirijan a ti.
    Te pido que nos limpies de nuestros pecados,
    Como corresponde a tu dignidad como Señor,
    Y perdóname a mí, a mis padres y a aquellos que, según Tu estimación,
    Entraron en la morada de tu amor,
    Si es un camino digno de tu soberanía trascendente
    Y acorde con la gloria de tu poder celestial.
    ¡Oh mi Dios! Has inspirado mi alma para ofrecerte Tu súplica.
    Y si no fuera por ti, no te llamaría.
    Eres alabado y glorificado;
    Te alabo porque te has revelado a mí,
    Y te ruego que me perdones, porque fallé en mi deber de conocerte
    Y dejé de caminar por el camino de Tu amor.
    Amén!

    Lea también:

    Aplique Feng Shui a su hogar

    Añadir comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *