Comentarios recientes

    Entradas recientes

    Descubre cómo los traumas de vidas pasadas pueden influir en el presente

    Es posible que haya leído en nuestro artículo: Las fabulosas historias de vidas pasadas., que las historias de vidas pasadas son recuerdos del tiempo de supervivencia de nuestra alma y del ciclo vital, sin embargo, a pesar de que la mayor parte de nuestra vida está dormida en el inconsciente, son determinantes en la formación de nuestra personalidad e influencia en nuestras decisiones.

    Por lo tanto, hay varias situaciones en nuestra vida a las que tenemos miedo y no sabemos la razón. ¿Sabías que este tipo de sentimiento puede estar relacionado con traumas de vidas pasadas?

    El trauma de vidas pasadas puede sobrevivir a las diversas vidas corporales causando miedo y frustraciones en nuestra vida diaria. Ese tipo de sentimiento influye en las decisiones de nuestras vidas.

    ¿Cómo pueden los traumas de vidas pasadas influir en el presente?

    Hay varias personas que tienen miedo de pasar por ciertas situaciones y se sienten inquietas, agitadas, confundidas y asustadas. Cuando no puedes entender la razón de tanto miedo y angustia, puede estar relacionado con el trauma de vidas pasadas.

    Como ejemplo: una persona que ha sufrido un accidente aéreo en el pasado puede causar una imagen fóbica de viajar en avión. Según especialistas esotéricos en vidas pasadas, todos los sentimientos traumáticos se registran en nuestro subconsciente, por lo que cuando pasamos por la misma situación en la próxima vida, nos aterra.

    Haga una cita con esotéricos especializados en karma de vidas pasadas en el Astrocentro

    Para comprender mejor el trauma de vidas pasadas, lo ideal es consultar a uno de nuestros especialistas en karma de vidas pasadas. Astrocentro es un portal de consulta esotérico que cuenta con más de 40 expertos con credibilidad en el campo para ayudarlo las 24 horas del día por teléfono, chat y correo electrónico.

    Haga su cita ahora con uno de nuestros esotéricos.

    Lea otros artículos sobre el mismo tema:

    Añadir comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *